Repartidos por todo el mundo, nos podemos encontrar miradores extremos que ofrecen impresionantes vistas, aptas solo para los más atrevidos. Se trata de construcciones que están a muchos metros sobre el suelo, lo que permiten disfrutar de la zona desde una perspectiva poco habitual. Entre todas ellas, nos gustaría destacar los miradores de cristal, aquellos donde las personas parecen que se mueven en el aire y que tienen bajo sus pies el suelo. Hay muchos que esa perspectiva le causa mucho temor, pero si no es vuestro caso, entonces deberíais visitar algunos de estos miradores de cristal que están repartidos por todo el mundo.

CN Tower, en Toronto (Canadá)

Fuente: mundiario

Pasa por ser uno de los miradores más atrevidos y espectaculares del planeta. Se trata de una atracción en la que uno puede caminar por una pasarela de metro y medio situada a 356 metros de altura. Para ofrecer seguridad, los turistas que se animan a pasear por ella, lo hacen sujetos con arneses. Cada año recibe 1,5 millones de visitantes atraídos por sus vistas. A 342 metros, nos encontramos el piso de cristal, con un suelo transparente que permite ver lo que hay debajo de nuestros pies.

 

Torre Willis: The Skydeck Chicago Experience

Fuente: structuralia

Se trata de un rascacielos de 442 metros situado en la ciudad de Chicago. Cuando se construyó, fue el edificio más alto del mundo, hoy es la tercera más alta de América. En 2009, se inauguró una serie de cabinas acristaladas situadas a 412 metros de altura, una estructura que permite ver todo lo que hay a nuestro alrededor.

 

Avatar Aleluya, en China

Fuente: diariouno

Zhangjiajie se encuentra en la provincia de Hunan. Las montañas alargadas de este majestuoso bosque sirvieron para construir la tierra de Avatar, la famosa película de James Cameron. Esto ha provocado una avalancha de turistas atraídos por su belleza. Para hacerlo aún más impresionante, se instaló este mirador con suelo de cristal a una altura de 1.430 metros. Solo los más valientes son capaces de desplazarse por él.

World Financial Center de Shanghái

Fuente: clarin

Este edificio cuenta con una altura de 492 metros y 101 pisos. Es uno de los edificios más altos de este país asiático. En su piso número 100, a 474 metros sobre el suelo, se encuentra una pasarela de cristal que ofrece una vistas preciosas, sobre todo poco antes del atardecer, cuando el horizonte ofrece un paisaje de gran belleza debido a las tonalidades que toma.

 

Mirador del Gran Cañón

Fuente: lowcostparking

Todo el mundo conoce el Gran Cañón del Colorado, un paisaje natural formado por la erosión del río Colorado. Desde él se puede disfrutar de unas magníficas vistas, pero más si te atreves hacerlo desde su mirador de cristal, inaugurado en 2007. Bajo esta estructura, nos encontramos 1.300 metros de vacío. Esta plataforma, en forma de bucle, se introduce 22 metros sobre el cañón. Los cristales tienen un grosor de 10 cm y están pensados para soportar el peso de centenares de personas a la vez, aunque por seguridad, sólo se permite la entrada a 120 personas simultáneas.

Torre de Blackpool

Fuente: elmundoenmimaleta

Se trata de un edificio situado en una de las principales zonas de veraneo para los británicos, situado a orillas del mar de Irlanda. Aquí nos encontramos la conocida como Blackpool Tower, un mirador con visión de 360º sobre la playa y que fue instalado sobre esta torre del siglo XIX.

Aiguille du Midi (Francia)

Fuente: nationalgeographic

La última de las propuestas la encontramos en Francia, más concretamente en los Alpes. Se tratan de 5 paneles de cristal de 12 milímetros de espesor, cada uno formado por tres capas unidas por soportes metálicos. Desde esta estructura, uno puede disfrutar de las maravillas que ofrecen los Alpes.

¿Cuál de todos estos miradores es el que más os gustaría conocer? Animaros y compartir con todos nosotros vuestros comentarios. ¡Os estamos esperando!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here