Hay ocasiones en las que la vista nos juega malas pasadas y nos hace ver cosas que realmente no son así. Son las llamadas ilusiones óptica, una técnica que por raro que pueda parecer, también es utilizada en el mundo de la arquitectura. En este caso, los arquitectos buscan sorprender a las personas jugando con los ángulos y las perspectivas. En estos casos, dependiendo desde donde se mire el edificio en cuestión, podremos ver una u otra cosa. Para que podáis ver algunos ejemplos de lo que hablamos, hoy os traemos un listado de edificios que engañan a la vista.

Edificio Baltyk en Poznan, Polonia

Se trata de un edificio moderno que ha sido diseñado por el estudio de arquitectura MVRDV. Se ha terminado de construir este mismo año y dependiendo del ángulo del que sea observado, la torre parece cambiar de forma. En ocasiones llega a dar la sensación de que el propio edificio hace equilibrios sobre su base para no caerse.

Edificio en París, Francia

A simple vista, parece que la fachada de este edificio está deformada, pero no es así. Mientras que se realizaba la reforma de la fachada, el fotógrafo Pierre Delavie creó unas fotografías deformadas que fueron utilizadas para colocar los andamios. El resultado final fue la sensación de que ese edificio se estuviese derritiendo.

Edificio Pinnacle en Nashville, EE. UU.

Pickard Chilton y Everton Oglesb diseñaron un edificio que cuenta con una fachada como si de un espejo se tratase. Esto provoca que se confunda con el cielo. Además de esto, la torre es un ejemplo de sostenibilidad gracias a los materiales utilizados para su construcción. A destacar el jardín que tiene en su azotea con especies autóctonas de la zona.

Sede de la aseguradora Hartford Steam Boiler, Hartford, EE. UU.

El edificio fue diseñado por Skidmore, Owings and Merrill. Estos arquitectos diseñaron una estructura con un juego de espejos que se encargan de crear una ilusión, haciendo que parezca que hay más torres de las que realmente hay.

Edificio en Graz, Austria

El arquitecto de este edificio, tenía la complicada tarea de conseguir crear un edificio futurista que no desentonase con los edificios históricos de su alrededor. Para ello, forró toda la fachada de acero inoxidable. De esta forma, se consigue reflejar el resto de la calle.

Mercado de Covent Garden en Londres, Inglaterra

¿Se trata de un edificio roto que levita? El truco está en la pintura de la fachada. El artista Alex Chinneck se encargó de pintarla aportando un toque de realismo que crea este efecto óptico. El resultado final es realmente asombroso.

Apartamentos Kiral en Ciudad de México, México

¿Se trata de un edificio que está en movimiento? El estudio de arquitectura Movimiento Workshop, se encargaron de crear unas barandillas que crean sensación de movimiento cuando son observadas, aunque a la hora de la verdad, no es así.

Edificio de aduanas en Melbourne, Australia

El edificio está inspirado en la ilusión óptica conocida como “pared de café”. La sensación es que sus plantas están inclinadas, aunque en realidad todas son rectas y del mismo tamaño.

Hotel Smart Conect en Salvador de Bahía, Brasil

Para finalizar nuestro repaso por algunos edificios que engañan a la vista, lo hacemos con este que cuenta con una fachada que parece tener diferentes volúmenes. Como podéis pensar, no es así, siendo lisa completamente.

¿Qué os han parecido estos edificios que engañan a la vista? Animaros y compartir con todos nosotros vuestros comentarios. ¡Os estamos esperando!

Vía: Idealista

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here