Tendencias de decoración de interiores para 2023

El año 2023 marca la culminación de diversas influencias culturales, tecnológicas y ambientales en el ámbito de la decoración de interiores. Los diseñadores y expertos en estilo han trazado un mapa de las tendencias que marcan la expresión creativa en nuestros espacios durante este año. En esta búsqueda de la autenticidad, dos elementos cruciales emergen: el estilo personal y la sostenibilidad. A continuación, analizamos con atención las diez tendencias que están modelando los entornos interiores. ¡Toma nota!

Sostenibilidad

La sostenibilidad constituye un pilar esencial en las estrategias de decoración y diseño actuales. La concienciación sobre la importancia de nuestras elecciones se traduce en la búsqueda de piezas que reflejen tanto la belleza como la responsabilidad ambiental y es algo que se muestra como una tendencia en puertas interiores y, en general, en todo tipo de componentes. Hoy se espera que los hogares alberguen elementos exquisitos que se originen de fuentes sostenibles, reflejando el punto de inflexión en la relación entre el diseño y la naturaleza. La revalorización de textiles, papel pintado y accesorios olvidados evocará, por tanto, un compromiso renovado con la reducción, reutilización y reciclaje.

Cocinas blancas

Las cocinas blancas regresan como una oda a la luminosidad y la amplitud. La elección del blanco no solo revitaliza la disposición de nuestros espacios vitales, sino que también destaca una inclinación hacia ambientes más separados, donde la luz se convierte en un recurso escaso pero deseado. El auge de las puertas blancas lacadas es una tendencia atemporal que encuentra especial resonancia en entornos más compactos, donde el blanco se convierte en un lienzo de posibilidades infinitas.

Decoración natural

La herencia escandinava resurge con un enfoque en la incorporación de elementos naturales y materiales autóctonos. La madera está de moda en puertas y los textiles con motivos botánicos convergen en una expresión de simplicidad elegante y atemporal.

Elementos empedrados

La presencia de la piedra resurge como un punto de conexión con la naturaleza y como una apuesta por la durabilidad. A través de lámparas con bases de mármol, granito y detalles esculpidos en piedra natural, se invoca una estética que trasciende el tiempo.

Creatividad en los revestimientos

La tendencia hacia cenefas y estarcidos añade capas de narrativa a superficies antes planas. Inspiradas en la década de 1930, estas pautas curvas y orgánicas dan paso a una nueva apreciación por la simplicidad.

Tonalidades cálidas

Los tonos que evocan la calidez del atardecer ganan prominencia en la paleta de 2023. La elección del dorado suave, personificado por tonos como el «Wild Wonder», se convierte en la fórmula del año. Además, el cromo cede su lugar a los metales cálidos como el latón y el bronce en la cocina.

La artesanía gana peso

Los elementos decorativos y los muebles confeccionados con materiales naturales reflejan la dedicación y la conexión con la autenticidad. Los textiles con motivos botánicos y los detalles artesanales aportan una dimensión táctil y visceral a los espacios.

Formas curvas en el mobiliario

Alfombras circulares y pantallas de luz originales irradian una sensación de dinamismo. La forma curva, en su gesto orgánico, infunde profundidad y movimiento en los espacios.

Fórmulas terracota

Los tonos terrosos y las texturas naturales generan un ambiente acogedor y sosegado, transportando a sus habitantes a un mundo de serenidad y conexión con la tierra.

Lámparas XXL

La iluminación adquiere nuevas dimensiones con lámparas colgantes y candelabros de gran tamaño, jugando con la percepción y la escala. Las formas geométricas infunden un elemento lúdico y cautivador en los espacios, desafiando la convención en cada rincón.

Scroll al inicio