A pesar de la crisis causada por el Covid-19, el mercado inmobiliario sigue funcionando. Comprar una nueva vivienda o bien vender pisos es una práctica que no para. Puede que lo haga a mayor o menor ritmo, pero al final el mercado sigue en movimiento. Hoy nuestra publicación estará centrada en el caso de la compra de viviendas, ya que queremos resaltar algunas cosas que es necesario tener en cuenta cuando decidimos dar este paso para que la compra de la casa de tus sueños no se convierta en una pesadilla.

Ubicación: ¿centro o periferia?

Elegir la ubicación de la vivienda es uno de los aspectos más importantes, más si estás buscando en una gran ciudad. Su ubicación afectará al precio final, siendo más caro cuanto más cerca del centro está. Un claro ejemplo lo tenemos en el caso de comprar viviendas Barcelona o Madrid, donde la diferencia de precios puede ser sustancial.

La elección dependerá de muchos factores. En el caso de una familia, es importante que tenga servicios sanitarios, colegios y comercios cerca, mientras que si se trata de una pareja joven, la elección podría depender de otros factores.

Calcula tu presupuesto

Otro aspecto importante es conocer el presupuesto mensual que puedes destinar a la compra de la vivienda. Todo dependerá del dinero que entre en casa y de los gastos que tengamos. Los expertos recomiendan no destinar más del 30% de los ingresos mensuales a pagar la letra de la hipoteca.

También es importante saber que es necesario tener en cuenta que los bancos no siempre dan el 100% de la hipoteca, por lo que tendremos que tener algo de dinero ahorrado para hacer frente a esa diferencia y para pagar los gastos que conlleva la compra.

También te puede interesar:
Casa en la Cañada, un espectacular proyecto del arquitecto Ramón Esteve

Vivienda nueva o usada

Esta es una de las grandes dudas de aquellos que buscan una vivienda. A todo el mundo le gustaría comprarse una vivienda nueva, pero no siempre es posible por los motivos que sea. Sí que es importante saber que los impuestos a pagar son diferentes en estos casos. Si la vivienda es nueva deberemos pagar el IVA, mientras que si es de segunda mano, lo que se paga es el Impuesto de Transmisión Patrimonial (ITP), que suele ser menor que el IVA a pagar, aunque dependerá de cada Comunidad Autónoma.

Si se trata de una vivienda usada, hay que solicitar una nota simple en el Registro de la Propiedad para verificar quién es el propietario y si la casa está libre de cargas o tiene algún embargo.

Estado de la vivienda

Esto es muy importante en el caso de que se trate de una vivienda de segunda mano. Es necesario comprobar el estado físico de la misma, así como determinar si hay problemas de instalaciones, ya sea de fontanería o electricidad. En el caso de que la casa o piso tenga desperfectos, será necesario realizar tareas de reformas, lo que supondrá un desembolso mayor.

En el caso de las viviendas nuevas, también será necesario revisar que todo está correcto y en el caso de que no sea así, comentarlo con el promotor para que solucione todos los problemas antes de firmar nada.

Imprescindibles de la vivienda

Antes de empezar la búsqueda, es muy recomendable hacer una lista con las cosas imprescindibles que debería tener. Aquí entra el tamaño, número de habitaciones, baños, vestidor, cocheras y demás cosas. En el caso de que se trate de una urbanización, también podéis tener en cuenta si hay jardín, piscina o gimnasio. Claro está, cuanta más cosas, más elevado será el precio.

También te puede interesar:
Moderna casa japonesa formada por un único pasillo

Documentación necesaria

Por último, es importante conocer parte de la documentación que se nos pedirá para la compra de la vivienda. Esta documentación podría variar dependiendo de si se trata de una vivienda nueva o de segunda mano.

Vivienda de segunda mano

La documentación necesaria sería la siguiente:

  • La escritura de la vivienda.
  • El último recibo del IBI.
  • Un certificado de la comunidad de propietarios (para saber que no tiene deudas).
  • La nota simple del Registro de la propiedad.
  • El certificado energético.

Vivienda nueva

En este otro caso, la documentación sería la siguiente:

  • La información del promotor.
  • Los planos y memoria de calidades de la vivienda.
  • La inscripción en el Registro de la propiedad.
  • El documento con el precio y forma de pago.

Además de todo lo que hemos visto a lo largo de nuestra publicación, ¿qué otras cosas pensáis que es importante tener en cuenta en este proceso de compra de vivienda? Animaros y compartir con todos nosotros vuestros comentarios. ¡Os estamos esperando!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here