No siempre las familias disponen de casas del tamaño adecuado para todos los miembros. En muchas ocasiones hay que apañarse con el espacio del que se dispone, haciendo auténticos malabares para poder aprovechar al máximo el espacio. Lo bueno de todo esto, es que con un poco de imaginación, es posible hacer grandes cosas. Lo podemos ver en el apartamento moderno del que hoy os queremos hablar. Se trata de un apartamento ubicado en París y donde habitan una familia de cuatro miembros. Para poder aprovechar al máximo su espacio, contrataron a los diseñadores de interiores Céline Pelcé y Géraud Pellottiero de Atelier Pelpell. Cabe decir, que antes de convertirse en lo que es actualmente, era un garaje. El resultado habla por sí solo.

Cuenta con una única ventana

Lo primero que hay que destacar de su diseño, es que cuenta con una única ventana, pero suficiente para iluminar todo el interior. Esta ventana ocupa toda la pared de la sala de estar. De hecho, todas las habitaciones están orientadas hacia esta ventana, contando además con sus propias paredes de cristal para permitir que la luz llegue a todos los rincones.

Cuenta con un espacio diáfano que une la cocina con la sala de estar. La cocina cuenta con una isla con una encimera extensible que puede ser sacada cada vez que haga falta.

Sobre estas líneas podemos ver una de las paredes de cristal de uno de los dormitorios. También observamos el pasillo que cuenta con gran cantidad de espacio de almacenamiento.

Techos altos para dar brillo a la casa

El apartamento cuenta con una puerta curvada que proporciona acceso al dormitorio principal. Cuenta con techos altos, lo que ayudado por la pared de cristal, hace que la habitación se llene de brillo. Cada dormitorio cuenta con cortinas para proporcionar privacidad siempre que sea necesario.

Para el diseño del baño se utilizaron azulejos negros y baldosas de colores. Una combinación un poco extraña pero muy llamativa.

Fuera de la zona del pasillo, nos encontramos un área para los más pequeños. La zona inferior tiene espacio de almacenamiento y un espacio abierto para jugar. Cuenta con unas escaleras de madera y metal que conducen a la zona abuhardillada.

La habitación abuhardillada tiene suficiente espacio para dos camas, y una característica de red simple protege a los niños de caer por el hueco de la escalera.

¿Qué os ha parecido el diseño de este apartamento moderno de París? Animaros y compartir con todos nosotros vuestros comentarios. ¡Os estamos esperando!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here